80% de contratos públicos asignados de forma directa en 2020

Share:

Récord histórico alcanzaron los contratos de gobierno entregados por adjudicación directa, señala la organización Mexicanos Contra la Corrupción.

Solo 11.2% del total fueron licitaciones

La mayor parte del reparto de 189 mil 488 millones de pesos que hizo el gobierno federal en contratos fue para obra pública en bienes de dominio público, como el Tren Maya, y no para adquirir bienes y servicios para enfrentar la pandemia de coronavirus, como algunas autoridades justificaron el uso del procedimiento.

Una investigación de Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad identificó que el gobierno federal asignó directamente 8 de cada 10 contratos en 2020, lo que plantea que el año pasado el porcentaje de contratos entregados por adjudicación directa llegó al 80.3 % del total; por primera vez en la historia de México  se dio más dinero por adjudicación directa que por licitación. 

Leonardo Núñez González,  autor de la investigación, aclaró que los datos finales de 2020 (que provienen de las bases oficiales de la Secretaría de Hacienda) muestran que, de los 137,809 contratos reportados durante el 2020, 110,629 se entregaron por adjudicación directa, es decir el 80.3%. La invitación a cuando menos 3 personas, que también es un mecanismo discrecional dado que la invitación a participar dentro del proceso es realizada por la propia autoridad, se utilizó en 7,549 contratos, el 5.5% del total.

En contraste, la licitación pública, que de acuerdo con la Constitución debería de ser el principal mecanismo de compra y contratación, solo representó el 11.2% del total de contratos otorgados durante el 2020, con 15,379 contratos.

Va en aumento

El punto más alto de las adjudicaciones directas durante la última década había sido en 2019, durante el primer año de gobierno de López Obrador, cuando alcanzaron 78.1%. 

La cifra de 2020 supera su propia marca y coloca al año que acaba de concluir como aquel en el que las adjudicaciones directas se usaron con mayor intensidad desde que tenemos registro.

 En el mismo sentido, las licitaciones públicas han tocado su punto más bajo, pues la única cifra cercana a los niveles de 2020 se vio en 2017, cuando llegó a 12.6% del total.

Obras faraónicas acaparan
Al analizar los montos contratados, de acuerdo con datos de COMPRANET, en 2020 se otorgaron 449,022 millones de pesos (mdp) en contratos.

 El 73% del incremento en el dinero otorgado a través de adjudicaciones directas en 2020 no tiene que ver con rubros dedicados a la atención de la crisis sanitaria por el coronavirus.

La categoría que explica la mayor parte del salto es la «Obra pública en bienes propios»  (que engloba las propiedades de las instituciones públicas), que, en conjunto con la categoría «Obra pública en bienes de dominio público» (en la que se consideran todas las obras realizadas en bienes que los habitantes pueden usar sin más restricciones que las establecidas en las leyes, como playas, caminos, puentes, etc.) suman $41,234 mdp, una cifra $38,475 mdp superior a la de 2019 (un incremento de 1,394%).

La principal explicación en el aumento de las adjudicaciones directas en 2020 son las obras de esta administración. Y si buscamos cuál es el contrato individual más importante dentro de estas categorías, encontraremos un nombre conocido: el Tren Maya, que en un solo contrato por $25,849 mdp entregó una adjudicación directa a ICA Constructora SA de CV. Este contrato en sí mismo representa 83.5% del monto adjudicado en la categoría que ocupa el primer lugar.