SSD empresarial para centros de datos

Share:

La unidad de arranque NVMe DC1000B M.2 Kingston DC1000B es una unidad de alto rendimiento que utiliza la interfaz PCIe Gen 3.0 x 4 más reciente con NAND TLC 3D. Ideal para los servidores con una o dos ranuras NVMe M.2. 

Conservan las valiosas bahías de carga frontal de 2.5″ para almacenamiento adicional de datos y  está diseñada en un formato 2280 que incluye protección en caso de pérdida de energía integrada en la tarjeta y resistencia 0.5 DWPD para una mayor durabilidad. Ofrece rendimiento con velocidades de hasta 3.2 GB/s y 205,000 IOPS.